sábado, 20 de octubre de 2007

Una chorradilla

Sí, es un "relato" si es que se puede llamar así que escribí hace mucho tiempo en mi cuaderno y que lo pasé al ordenador justo el día que se me fastidió. Ahora dudaba si colgarlo o no, porque es muy simple, pero bueno, ya que en su día fue uno de los elegidos para enseñaroslo, ahí va:
Os pongo en "situación": Sara y Lucas están casados y ella embarazada....


Sara aporreaba el mando a distancia cambiando constantemente de canales, cuando no era cotilleo basura, eran peleas absurdas de invitados que parecían preparadas, sino anuncios,..nada interesante. Lucas estaba tardando más de lo habitual, últimamente llegaba lo más pronto que podía, pero ese día él no la había llamado para avisar que llegaría tarde, y Sara se estaba empezando a impacientar. Se puso en lo peor, empezó a preocuparse, quizá había tenido un accidente o un percance en el trabajo y no querían avisarla en su estado..
Tenía miedo de llamar a Lucas y encontrarse con otra persona al otro lado del teléfono contándole alguna desgracia, así que esperó un poco más...a los pocos minutos, cogió el móvil que estaba encima de la mesa y marcó decidida el número de Lucas: “apagado o fuera de cobertura”, “genial” masculló Sara, llamó a su padre, pero le dio la señal de comunicando, eso, le puso más nerviosa todavía, sin casi pensarlo, marcó el número de Mariano y de repente y antes de que descolgara, se oyeron las llaves en la cerradura y apareció Lucas.
L:”¡Hola!..tienes mala cara”-algo preocupado dejando las llaves en la mesa
S:”¿Mala cara?..los siete males me estaban entrando al ver que no llegabas"-sus ojos empezaban a llenarse de lágrimas.
L:”Eh, eh”- se acerca a abrazarla
S:”Y tu móvil no...no estaba disponible”-con la voz entrecortada por el incipiente llanto
L:”Olvidé el cargador”-dice sonriendo para calmarla
S:”A mí no me hace ninguna gracia”- se separa de él -“estaba preocupada ¿vale?”
L:”Fui a llevar a Mariano a recoger su coche al taller...no pensé en llamarte” – entristecido por haber asustado a su pequeña-“Ven aquí”-la vuelve a recoger y la abraza-“Aaaayyy mi niña”-y le da sonoros besos en la cara-“lo siento, ¿vale?”
Sara se dejaba querer y mimar por Lucas, y lo abrazaba con fuerza como si no lo quisiera soltar nunca, apoyando su cara en el pecho de Lucas.
L:”¿Preparamos algo de cena?”-cuando Lucas notó que Sara estaba más tranquila.
Ella asintió haciendo sus clásicos pucheritos infantiles que le encantaba hacerr de vez en cuando.
L:”Uuyyyy”-y le da un sonoro beso en los labios-“¡guapa!”
Y a Sara ya se le pasaron todos los males, con ese abrazo y esos mimos de su chico, ya tenía suficiente para reponerse, ya que con el embarazo estaba más sensible de lo normal, y Lucas, que era consciente, andaba con más cuidado con lo que decía o hacía para evitar que Sara se preocupara...

1 comentario:

Susiii dijo...

OLa wapa es la primera vez que t comento porque hace poco que conozco tu blog , y no había tenido tiempo de leerme tu blog de cabo a rabo xD.Hoy por fin e dicho de hoy no pasa, asi k komo tenia la tarde libre m e dedicado exclusivamente a leer tus maravillosas historias que me acen más amena mi espera para volver a verlos .
Me encanta lo que haces sobretodo tus historias.
Se que estabas pensando en bloquear tu blog pero esk soy un pokito torpe para esto de la informática jeje y me da miedo no volver a poder entrar en este blog.
Te doy animos para que sigas aciendonos soñar , aunque a veces nos sea dificil ya que nos desilusionan , nos vuelven a ilusionar.

muchas gracias ; su